Reformas educativas

Reformas educativas

Artículo mío que se publica hoy en la edición impresa del Diario SUR para Marbella-Estepona y Campo de Gibraltar.

Una de las diversas ventajas que conlleva ser mayor es la de haber vivido mucho.

Leer más

Ruidos

Ruidos

No me refiero ahora a los que produce el tráfico, las obras o la música de los chiringuitos. Los profesionales de la comunicación, y también los aficionados, estudiamos que ruido es todo aquello que se interpone en un mensaje e impide que llegue fielmente al receptor tal como lo crea el emisor. Con esta amplia concepción, un ruido en comunicación puede ser el simple estado de ánimo.

Leer más

Nuevo aspecto del Blog para un tiempo nuevo

Nuevo aspecto del Blog para un tiempo nuevo

Cuatro años y medio es una buena edad para cambiar de aspecto. Se sabe que cada año de vida de un perro equivale a siete años de vida de un humano. No se sabe muy bien, al menos yo no, a cuántos años de vida humana equivale la vida de un Blog pero si como “animal de compañía” lo comparamos con un perro al que queremos, nos sigue, nos aguarda paciente, suele obedecernos y acaba formando parte de nosotros mismos, cuatro equivalen a poco más de 30. Juventud madura.

Leer más

Y descubrí la playa de Los Lances

Y descubrí la playa de Los Lances

Zahara, Atlanterra, Los Alemanes, El Cañuelo, Bolonia, Punta Paloma, Valdevaqueros… Creí haber conocido ya las mejores playas de mi Tarifa amancebada y en esta última visita he descubierto lo increíble: ¡La playa de Los Lances! Inabarcable; la mitad de ella, laguna con marea alta, kilométrica con marea baja, ornada hacia el noroeste por la Sierra de Enmedio, la Punta de La Peña, San Bartolomé, La Plata a lo lejos, los cerros coronados por máquinas de viento del Parque Natural de Los Alcornocales al nordeste, y acá, un poco más cerca, las casitas cúbicas de la ciudad más meridional de Europa. Al otro lado, el continente maltratado, y entre él y Los Lances, barcos de tamaño no humano llevan y traen miles de contenedores con vaya usted a saber qué porquerías....

Leer más

Plenitud absoluta

Plenitud absoluta

Es martes, 18 de junio, faltan tres días para el Solsticio de Verano. No son aún las 10 de la mañana. Dejo el coche en el aparcamiento sur de Baelo Cludia. Cargado con sombrilla y mochila camino hasta la imponente Duna de Bolonia. No me cruzo con nadie en el camino. Dejo la carga, me quito la ropa y emprendo desnudo la subida a lo alto del monte de arena blanca. Hay Poniente fuerte y hace fresco, enseguida las nubes corretean por encima sin apenas dejar huecos que filtren el sol. Estoy… estoy absolutamente solo en el mismísimo paraíso. Cuatro kilómetros de la playa más hermosa del Planeta para mí solo. Me cuesta creerlo. Miro y vuelvo a mirar. ¡Solo! El inmenso océano, la interminable línea de playa, las piedras dormidas de la bimilenaria ciudad romana, la sierra...

Leer más

Paisaje y paisanaje

Paisaje y paisanaje

  En un paso más para satisfacer mi pasión por aprender, he vivido una semana larga en Tarifa desconectado del mundo no real: sin conexión a medio alguno de comunicación impreso o audiovisual, sin teléfonos, sin Internet y sin redes sociales. Es un experimento que recomiendo vivamente a quien pueda y desee permitírselo: aporta mucho más de lo imaginable. Relacionarse exclusivamente durante 16 horas al día con uno mismo y esporádicamente con la persona de carne y hueso que te despacha una rodaja de atún de almadraba, un filetón de retinto, una cerveza fría o que te cobra el lavado del coche, es mucho más interesante de lo que cabe prever.             Cada mínima conversación, la más nimia de las frases que uno recibe de la gente real cuando está libre de ruidos...

Leer más
Visit Us On TwitterVisit Us On Facebook